domingo, 17 de abril de 2011



MUERTE
Te observo, me lleno de ti y cierro los ojos,
quiero guardar el momento.
Respiro y eres incienso que inunda mi cuerpo.
Mantengo la respiración para sentirte en mis entrañas.
Me acobardo, me invade un silencio. Tengo miedo.
Porque sé que saldrás de mi cuerpo con cada respiro.
Y entonces contemplo la idea de la muerte,
para que te quedes siempre dentro de mí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tus comentarios!